COCINA COMIDA RÁPIDA DE MANERA SALUDABLE

COCINA

La comida rápida no tiene por qué ser poco saludable. Se pueden elaborar recetas sencillas con gran sabor, aportando muchos beneficios al cuerpo, sólo tienes que echarles un poco de imaginación. De esta manera, disfrutarás de las comidas sin temer a los efectos en la dieta. A la hora de cocinar, el proceso es muy importante, así que apunta estos consejos.

Evita los “extras”

La mayoría de las veces, la comida rápida es poco saludable debido a los alimentos grasientos “extra” que se le añaden al plato principal. Por ejemplo, una hamburguesa será peor para tu dieta si la acompañas de salsas industriales y alimentos fritos. Por eso, intenta que los ingredientes que añadas sean lo más sanos posibles… y entonces el plato también lo será.

Minimiza los fritos

La comida rápida suele tener un alto componente de alimentos fritos, los cuales implican una gran cantidad de calorías. Si minimizas la presencia del aceite, lograrás que cualquier plato pierda un alto porcentaje de esa grasa que suele acompañar a la comida rápida. De esta manera, conseguirás que la receta sea más ligera y te siente mejor.

Evita las cantidades exageradas

Siempre es tentador hacer más comida de la que puedes comer. Pero la realidad es que elaborar cantidades exageradas de comida rápida contribuye a que comas con gula, incluso cuando ya no tengas hambre. Por eso, bien harías en optar por cocinar porciones más razonables. Sólo así podrás disfrutar de la comida que elabores.

Mejor sin azúcar

La mayoría de la gente suele combinar comida rápida con bebidas de alto contenido en azúcar, lo cual constituye una mezcla poco saludable para el cuerpo. Una forma de evitarlo es beber refrescos con bajos o nulos porcentajes de azúcar. También puedes optar por consumir otras bebidas más sanas, como la limonada, o simplemente agua.

Pan integral

¿Te imaginas una hamburguesa con pan integral? Se trata de una alternativa más saludable al pan tradicional con el que se la suele preparar. De esta manera prevendrás un poco la acción devastadora de la comida rápida en tu dieta. Y recuerda: comer rico no está reñido con comer sano.

Hornear en vez de freír

La gran mayoría de la grasa presente en la comida rápida procede del aceite. Pero casi todos los ingredientes que sueles freír puedes, en cambio, cocinarlos en el horno, y entonces no tendrás que preocuparte por el alto contenido de calorías. Comida hecha al horno: un placer apto para todos, sin que nadie sienta culpa alguna.

5 LICUADOS PARA MEJORAR TU CALIDAD DE VIDA

COCINA

Muchas veces habrás oído que el desayuno es la comida más importante del día, pero dependiendo del país en el que vives ésta podría ser la comida más completa o la más frugal. Este artículo es especial para quienes tienen la costumbre de desayunar poco pero desean transformar esa comida rápida en una bomba de energía.

Los licuados tienen la particularidad de ser fáciles de preparar, digestivos, sabrosos y llenos de vitaminas. Además, permiten mezclar los beneficios de las frutas y verduras que el cuerpo necesita para funcionar bien desde la mañana. ¿Y si tienes poco tiempo? No olvides que estas pueden congelarse de antemano para ahorrar aún más tiempo. Por eso, hoy te enseñamos algunos licuados que mejorarán tu vida, ¿quieres aprender a prepararlos?

Lunes

C1

Un batido de frutas tropicales para cargarte de energía desde el mismísimo principio de la semana laboral y llenarte de sabor para empezar de buen humor.

Martes

C2

Batido de frutas ricas en vitamina C: cítricos y kiwi. Este licuado ayuda a recomponer el sistema inmunológico, lo que contribuirá a mantenerte sana.

Miércoles

C3

Para iluminarte a mitad de semana, ¿por qué no un licuado de coloridas frutas? Las frutas y verduras de color rojo y anaranjado, como la zanahoria, son ricas en beta caroteno. La sandía aporta una cantidad de agua relevante, y las frutillas (o fresas) son excelente fuente de ácido fólico.

Jueves

C4

Los jueves una ya siente el cansancio que le causan las actividades de la semana. Por eso este licuado es tan importante: a las frutas que han quedado del licuado del día anterior pueden agregarse naranjas, calabazas y tomates, o bien preparar el licuado con estas tres últimas frutas.

Viernes

C5

¡Último día de la semana de trabajo! Por eso, el licuado del viernes es festivo, colorido y variado. En él mezclarás algunas hojas verdes (tales como lechugas y coles) junto con algunas frutas para hacer un batido apetitoso con el que te aseguras de ingerir todos los nutrientes que necesitas en tu cuerpo, pero disfrutando al mismo tiempo. ¿Te parece un tanto extraña esta mezcla? Te aseguro que las frutas enmascaran por completo el sabor de las verduras.

¿Qué te han parecido estas ideas para disfrutar de sabrosos licuados de lunes a viernes?

LOS PLATOS MÁS DELICIOSOS CON MENOS DE 300 CALORÍAS

COCINA

¿No comes de manera saludable porque piensas que cocinar lleva mucho tiempo? Aquí te brindamos 6 platos fáciles de hacer, con las propiedades nutricionales necesarias para tener una gran cantidad de energía y, además, con pocas calorías.

Salteado de carne y vegetales

C1

Para hacer este plato, debes calentar aceite de sésamo en una sartén y cocinar los trozos de carne magra hasta que estén de color amarronado. Agrega  brócoli,  ajo,  polvo de jengibre y salsa de ostras hasta que los vegetales y la carne estén blandos. Este plato, que puedes servir junto a un poco de arroz, tiene tan solo 253 calorías.

Pollo grillado y ensalada de espinaca

C2

Con tan solo 200 calorías por porción, esta receta es magnífica para los días fríos. Coloca el pollo con un poco de cáscara de limón, su jugo, tomillo y pimienta en un bol. Luego, mete la mezcla en una bolsa plástica, ciérrala y déjala reposar por una o dos horas. Toma el pollo y cocínalo durante unos 12 o 15 minutos, untándolo con la marinada de tanto en tanto. Para acompañarlo, corta unas hojas de espinaca y unas rodajas de pepino.

Omelette de espinaca

C3

Combina huevos, un poco de sal y comino en un bol. Mientras lo dejas reposar, coloca un poco de aceite en una sartén y caliéntala. Luego, vierte la mezcla de huevos y déjalos cocinarse durante unos 2 o 3 minutos. Finalmente, esparce un poco de queso, trozos de espinaca y granos de choclo. Este plato tiene tan solo 142 calorías.

Polenta y habas negras

C4

Coloca aceite en una sartén grande y caliéntalo a calor medio. Prepara dos cuadrados de polenta y, una vez fríos, córtalos en rebanadas finas. Coloca las rebanadas en la sartén y cocínalas de ambos lados. Mientras tanto, vierte el ajo, las habas, los tomates, el choclo y las especias en otra sartén. Cocina la mezcla durante 20 o 30 minutos. Para servir este plato de 289 calorías, coloca los trozos de polenta en un plato y, encima de ellos, un poco de habas.

Ensalada griega

C5

Este es uno de los platos con menos calorías, conoce la ensalada griega de sólo 50. Combina lechuga con cebollas, hojas de radicheta y tomates en un gran bol. Luego, mezcla jugo de limón, aceite, yogur, miel y orégano en un recipiente. Para finalizar, vierte la preparación en la ensalada.

Cuscús con vegetales asados

C6

El cuscús es un cereal rico en proteínas que, combinado con vegetales, además de ser una comida con tan solo 280 calorías, es una elección muy nutritiva. Corta los pimientos y la calabaza en pequeños trozos y colócalos en una fuente previamente rociada con aceite. Hornéalos durante unos 20 minutos y luego agrega la cebolla, el comino y las almendras trituradas. Hornea durante otros 20 minutos y luego enfríalo. Coloca el cuscús en un gran bol y mézclalo con un poco de caldo. Cuando los vegetales ya estén listos, combínalos con el cuscús.

COMIDAS SALUDABLES PARA FIESTAS DE NIÑOS

COCINA

Los cumpleaños infantiles suelen relacionarse de modo casi automático con dulces y frituras. El resultado de esta costumbre tan arraigada en las fiestas es que los niños se atiborran de azúcares y grasas, lo cual suele ocasionar malestar gástrico y muchas veces, emocional. Diversos estudios afirman una relación estrecha entre la hiperactividad y el alto consumo de azúcar. En esta época en que la población mundial comienza a concientizarse sobre la prevención de la obesidad infantil y la diabetes, es válido contribuir a crear hábitos más saludables desde los festejos del hogar.

Galletitas de queso

C1

Al hablar de opciones saladas, es posible reemplazar los productos de copetín como palitos, papitas, chizitos y snacks en general y ofrecer a los niños otras opciones para picar mientras van llegando a la fiesta. Una excelente idea son las galletitas de queso. La receta no implica demasiada elaboración. Debes mezclar media taza de harina, media de maicena, una de queso rallado, una cucharada de polvo de hornear, tres cucharadas de manteca y un huevo. Una vez que la masa está uniforme, la dejas descansar en la heladera unos quince minutos y das forma a las galletitas para luego ponerlas en el horno. Para que sean más divertidas, se pueden conseguir en casas de cotillón moldes con formas de corazón, estrellas o caritas.

Hamburguesas caseras con vegetales

C2

Los panchos que se ven con frecuencia en los cumpleaños pueden ser reemplazados por hamburguesas a la parrilla. Basta con hacerlas en casa, con carne picada magra, para que contengan más nutrientes y menos grasas. Una vez cocidas, cada niño se preparará su propia hamburguesa y elegirá de la mesa distintos ingredientes. Se pueden servir vegetales como tomate, lechuga, zanahorias y remolachas para que cada uno incorpore al sándwich. Los panes, además, pueden incluir semillas de distintos tipos.

Pizzetas integrales

C3

La pizza es otro plato clásico de los cumpleaños. Lo mejor es que la preparares de forma individual, es decir, como pizzetas, dado que los niños la tomarán mejor y se ensuciarán menos. Para hacer de esta comida una opción más saludable puedes preparar la masa con harina integral. El sabor no cambia en absoluto y se incorporan fibras a la dieta. En cuanto a los gustos, es mejor que no tengan jamón, para no incluir más grasa a la que ya tiene la mozzarella, y que la salsa sea preparada con tomate al natural en lugar del envasado. También se le pueden adicionar rodajas de tomate, aceitunas y huevo.

Alfajores de maicena

C4

Lo dulce es lo que todos los niños esperan en los cumpleaños. Sin embargo, también esta parte de la fiesta puede ser saludable. La idea es no sobrecargar con porciones demasiado grandes y con muchas calorías. Para picar antes del pastel se pueden armar alfajores de maicena con dulce de membrillo. Esta fruta es buena para el hígado, al contrario que el pesado dulce de leche, y se digiere más rápido. Las tapitas pueden ser hechas en casa o compradas en el supermercado para ahorrar algo de tiempo.

Panqueques dulces con frutas

C5

El armado de panqueques dulces puede ser una tarea divertida para los niños. Sobre la mesa se distribuirán distintos rellenos y cada uno podrá disfrutar el suyo. Atención: una vez más, aquí también vale cambiar el dulce de leche por jaleas frutales, como mermeladas de frutilla o frambuesa, y hasta ananá y manzana cortada en trozos y acompañada por caramelo. Los chicos pueden jugar con los colores y a la vez, ingerir cantidad de vitaminas presentes en las frutas.

Cambiar los hábitos alimenticios de los niños no es fácil, pero siempre es mejor empezar por casa. ¿Cuál es tu plato favorito?

5 DELICIOSAS RECETAS PARA PROBAR LA QUINOA

COCINA

Originaria de países andinos como Perú, Bolivia y Ecuador, la quinoa es considerada el trigo de los Incas. Esta civilización practicó su cultivo y se alimentó en base a ella. Se trata de un cereal con múltiples propiedades: alto contenido proteico, hierro, magnesio y ácidos grasos insaturados. Además, no posee gluten ni colesterol, y es utilizada en platos dulces y salados. Para cocinar la quinoa sólo hay que hervirla durante 15 o 20 minutos sin sal y asegurarse de que esté al dente. Es indispensable lavarla primero debajo del chorro de agua fría para quitarle una sustancia llamada saponina.

Hamburguesas de quinoa

C1

Para obtener seis medallones se deben mezclar 150 gramos de quinoa hervida con 150 gramos de harina de quinoa, cuatro yemas, cebolla de verdeo picada y sal y pimienta a gusto. Luego hay que batir a punto nieve las cuatro claras sobrantes e incorporar a la pasta anterior con movimientos envolventes. Con la mezcla, hacer albóndigas del tamaño de la palma de una mano, luego aplastarlas para darle la forma a la hamburguesa y pasar por pan rallado. Los medallones pueden cocinarse en la sartén o en el horno.

Risotto de quinoa y calabaza

C2

Para reemplazar el clásico arroz blanco en el risotto, la quinoa es ideal. Tendrás que mezclar una taza de este cereal hervido con dos cebollas doradas y picadas muy pequeñas. Luego se agrega la calabaza hecha puré y se mezcla bien todo con queso rallado y nuez moscada. Se pueden agregar nueces o almendras en el plato. Es importante servirlo en el momento; si se guarda se pegotea y es difícil volver a calentarlo. Rinde cuatro porciones.

Cookies de quinoa

C3

En media hora tendrás listas unas deliciosas y saludables galletas para la merienda. Para obtener de una a dos docenas, debes mezclar una taza de quinoa cocida con una taza de copos de avena, media taza de manteca, dos cucharadas de miel, un huevo, media cucharadita de sal y un poco de esencia de vainilla. Cuando la preparación está homogénea se añade una taza de pepitas de chocolate. Luego, con el horno precalentado, en una bandeja se vierten cucharaditas de la mezcla, de forma redondeada, separadas por algunos centímetros. Se hornean durante 20 a 30 minutos o hasta que estén apenas doradas.

Pollo con quinoa y vegetales

C4

En este caso la quinoa se hierve con caldo de verduras en lugar de agua sola, para que tome sabor. Aparte, en una sartén, se saltea media cebolla con un diente de ajo picado y se le agregan dos pechugas de pollo cortadas en tiras. Cuando todo está dorado se reserva la mezcla. Nuevamente en la sartén se saltea un tomate sin piel cortado en cubitos con un zucchini. Cuando los vegetales están cocidos se agrega el pollo salteado junto a la quinoa caliente y algunas hojas de albahaca fresca y queso rallado. Rinde cuatro porciones.

Budín de quinoa y manzana

C5

Se deben hornear tres manzanas verdes hasta que estén tiernas, luego pelarlas, quitarles el centro y hacer un puré. Aparte, en una olla, hay que calentar el puré, agregar una cucharada de almidón de maíz disuelto en un poco de agua y cocinar durante dos minutos. Cuando la preparación aun esté tibia, debes incluir tres tazas de quinoa cocida, algunas cucharadas de miel y unas gotas de esencia de vainilla. La mezcla se vuelca en una budinera forrada con papel film. Antes de desmoldarla debe ser enfriada en heladera durante aproximadamente seis horas.

¿Probaste alguna vez la quinoa? ¡Cuéntanos cómo la usas!

4 COMIDAS PARA HACER EN MENOS DE TREINTA MINUTOS

COCINA

Cuando llegas a casa del trabajo, lo último que quieres hacer es esclavizarte en la cocina durante toda la noche. Crear comidas rápidas y satisfactorias para tu familia mantendrá a todo el mundo feliz y te dará más tiempo para disfrutar juntos. Echa un vistazo a estas comidas fáciles de hacer que no pierden nada en sabor.

Espagueti con albóndigas

Este clásico italiano es fácil de hacer y saciará a tu familia. Usa pasta integral para conseguir un plato más sano o pasta de arroz para aquellos que no pueden comer gluten. La pasta tipo capellini sólo requiere unos tres minutos para quedar al dente, y su homóloga integral requiere unos seis. Los fideos de arroz también son algo rápido de hacer, con un tiempo de cocción de sólo un par de minutos. Para las albóndigas, simplemente debes condimentar la carne picada con lo que más te guste, armar las bolitas, cocinar en sartén y agregar salsa de tomate. Una forma de ahorrar tiempo es colocarle a la carne un sobre de sopa instantánea sabor cebolla, sal y pimienta. Con eso quedarán riquísimas.

albondigas

Tacos

Elige pollo, ternera, cerdo o gambas y añade verduras y queso para conseguir una comida mexicana sabrosa. Con tortillas duras o suaves, todo lo que tienes que hacer es cocinar la carne. Y eso es sólo un rápido salteado (por debajo de diez minutos) en la sartén. Si vas a usar carne picada, sepárala con una espátula mientras la haces. Ponla en tu tortilla, añade lechuga, tomate y queso, además de un poco de salsa o algo picante para darle un toque extra.

tacos

Chuletas de cerdo

Puede llevar una hora cocinar chuletas de cerdo en el horno, así que prueba con una sartén o plancha y un poco de aceite de oliva. En diez minutos tendrás unas deliciosas chuletas cocidas a punto. Añade verdura al vapor y tendrás una comida equilibrada para la familia. No cocines en exceso las chuletas, dado que se secarán y se pondrán duras.

carne

Salteado

Combina verduras, proteínas y tu salsa para saltear favorita para conseguir una comida sabrosa en minutos. Añade algunos fideos de huevo o arroz instantáneo, que se cocinan en un plazo de tres a seis minutos, para completar el plato.

vegetales

¿Qué te parecen estos platos? ¿Cuál le darás de probar a tu familia esta noche? ¡Cuéntanos!

SMOOTHIES SALUDABLES PARA EL DESAYUNO

COCINA

¿Te quedaste dormida y necesitas improvisar un desayuno saludable antes de salir corriendo al trabajo? Un batido de frutas te dará todos los nutrientes y vitaminas que necesitas para el resto del día.

Hoy te mostramos cómo preparar un delicioso y súper saludable desayuno en menos de 5 minutos con estas dos imperdibles recetas de smoothies.

Smoothie de frutas y avena

¿Qué se necesita? 1 taza de fresas, 1 banana, 1 taza de yogur light,1/2 taza de avena,1/2 taza de almendras tostadas y 1 cucharadita de jarabe de arce.

¿Cómo se prepara? ¡Muy sencillo! Mezcla todos los ingredientes en la licuadora y luego sírvelo. Encontrarás que tiene un sabor delicioso y te llenará de energía para comenzar el día de la mejor manera. Con esta receta podrás hacer 500 mililitros de delicioso smoothie para el desayuno. Si lo prefieres frío, agrega algunos cubos de hielo, esto también hará que su consistencia sea más suave.

Smoothie de verdes y durazno

¿Qué se necesita? 2 tazas de durazno, cortado y pelado (puedes usar durazno congelado),1 taza de hojas de espinaca,1 cucharadita de miel y 1 y 1/2 tazas de agua.

¿Cómo se prepara? ¡Licúa y sirve! Es todo lo que tienes que hacer. Muy sencillo, ¿cierto? Lo mejor es que te ayudará a mantener una dieta saludable y nutritiva. Si prefieres este licuado más frío, sustituye el agua por hielo. Le dará ese toque helado que tanto disfrutamos en días calurosos.

Con estas recetas sencillas para el desayuno, estamos seguras de que ya nunca llegarás tarde al trabajo.

5 BENEFICIOS DE COMER CLARAS DE HUEVO

COCINA

Comer claras de huevo, especialmente en el desayuno, tiene muchos beneficios para tu cuerpo.Para las personas que necesitan agregar proteína a su dieta las claras de huevo son una opción sana y deliciosa. Las puedes preparar de mil maneras, y estos son algunos de los beneficios que aportan a tu dieta.

Proteína

Una sola clara de huevo contiene hasta 3.5 gramos de proteína completa. Esto quiere decir que contiene todos los aminoácidos necesarios para crear músculo nuevo.

Colesterol

El colesterol de un huevo se concentra sólo en la yema, así que las personas que necesitan reducir su consumo  pueden comer claras de huevo para obtener toda la proteína sin preocuparse por eso.

Selenio

La clara de huevo contiene selenio, un mineral que contribuye en la formación de enzimas antioxidantes para prevenir el daño celular. Además, ayuda a tu sistema inmunológico a mantenerse fuerte.

Potasio

Las claras contienen también este mineral que el cuerpo necesita para producir proteínas y descomponer carbohidratos. También tiene beneficios para la salud de tu corazón.

Calorías

Un huevo tiene alrededor de 71 calorías de las cuales cerca de 55 se encuentran en la yema. Comer sólo las claras quiere decir que te estás alimentando con todas las proteínas del huevo, pero apenas 16 de las calorías. Además la clara no tiene grasas.

¡Ya lo sabes! Utiliza claras de huevo en tus comidas y tendrás una vida más saludable.