Un aperitivo creado en un conocido bar de París para un cliente habitué que, casi siempre, se trasladaba en el carro lateral de su moto. Con un sabor súper fresco, es perfecto para los días primaverales.

¿Cómo se prepara? Colocar en una coctelera con hielo una parte y media de brandy, media parte de licor de naranjas triple sec y tres cuartas partes de jugo de limón. Mezclar bien y colar sobre una copa de cóctel. Por último, decorar con una rodaja de limón. ¡Qué lo disfrutes!