Una prenda versátil y super femenina para estar espléndida en cualquier ocasión.

Este invierno no puede faltar una maxifalda en tu guardarropas. La propuesta es muy variada y va desde modelos básicos en colores neutros hasta prendas con estampados super llamativos y tonos fuertes. La principal impronta es el diseño tipo A, con telas bien sueltas y formas amplias. Esto significa que las maxifaldas son perfectas para todo tipo de cuerpos.

Puedes combinarlas con blazers o chaquetas de cuero, zapatos altos o bajos, tops básicos o camisas de seda, según amerite la ocasión. Te proponemos algunos looks:

Rocker: maxifalda negra, top blanco con frase rockera y borcegos en los pies. Labios color rojo estridente.

Country: maxifalda color verde musgo, blusa blanca abotonada, maxisaco tejido beige, botas bajas con plataforma en tono bordo y capelina.

Formal: maxifalda plizada color coral, camisa o bluza de seda azul marino, blazer negro y zapatos stilletos.

Casual: maxifalda de algódon con estampado rayado en gris y negro, playera amarilla pastel, chaqueta de jean y zapatillas rojas.