Un postre rico, fácil de hacer y bien sofisticado para deslumbrar a cualquiera. Y como está hecho de frutas ¡es ideal para el verano!

¿Qué se necesita? Para la masa: 7 hojas de masa filo, 100 gramos de manteca, una taza de amarettis y cantidad necesaria de azúcar. Para el relleno: 2 duraznos, 100 gramos de frutillas, 1 manzana, 1 mamón o papaya, 2 cucharadas de ron, 2 cucharadas de azúcar, 1 cucharadita de canela y 1 cucharada de fécula de maíz.

¿Cómo se prepara? Para el relleno, pelar y cortar en cubitos todas las frutas, agregarles el ron y el azúcar con la canela y la fécula. Luego, estirar una hoja de masa filo, pincelar con manteca y encimar la siguiente. Así hasta terminar con todas. Espolvorear la pila de masa con los amarettis molidos. Disponer en uno de los bordes la mezcla de frutas con la menor cantidad de jugo posible. Cerrar los bordes hacia adentro, enrollar todo y poner sobre una placa apenas enmantecada. Pintar el strudel con más manteca derretida, espolvorear con azúcar y hornear a temperatura fuerte por 45 minutos.