Una innovadora receta de gelatina con dos gustos jamás pensados: café y coco.

¿Qué se necesita?: Para la gelatina de café: 2 litros de leche, 1 taza de azúcar, 2 tazas de agua, 100 gramos de gelatina sin sabor, 1 lata de leche evaporada, 1 lata de leche condensada, 5 cucharadas de café soluble. Para la gelatina de coco: 1 lata de leche de coco, ½ taza de crema, 1 lata de leche condensada, 14 gramos de gelatina sin sabor, ¼ taza de agua, 100 gramos de coco rallado, 1 cucharadita de vainilla, ½ cucharadita de canela.

¿Cómo se prepara?: Para hacer la gelatina de café: Disuelve la gelatina sin sabor en agua. Calienta a fuego medio la leche con el azúcar, cuando comience a hervir, agrega la gelatina ya disuelta y mueve constantemente. Retira del fuego y agrega la leche evaporada, condensada y el café, mezcla hasta incorporar todos los ingredientes. Deja enfriar, no dejes que cuaje. Para la gelatina de coco: Disuelve la gelatina sin sabor en el agua. En un bol, mezcla la leche de coco, la condensada, la crema, el coco rallado, la vainilla, la canela y la gelatina ya disuelta. Una vez listo, sirve una parte en moldes individuales y una vez firme, añade la gelatina de café. Intercala cada uno hasta llenar el molde. Refrigera hasta que cuaje totalmente y desmolda. Puedes acompañarlo con un poco de cajeta.