La vida nos va cruzando en el camino con gente increíble. A veces tienes la suerte de conocer amigos que se vuelven hermanos, pero más suerte aún tienes, si tus hermanos se vuelven tus mejores amigos.

¿Tu hermana es tu mejor amiga? Entonces te sentirás muy identificada con estas cosas que pasan cuando una hermana es nuestra BFF.

Es la primera persona a la que le cuentas todo

Lo bueno, lo malo y lo insignificante. Es la típica persona a la que le escribirías un whatsapp que pone: “me acabo de cruzar a la ex de Fede, me quiero morir”.  

No tiene que hablarse, con mirarse se entienden

Cada vez que su madre les pone un pero, ustedes ya se miran y saben cómo hacer para evadirla.

Te salva cada vez que la abuela pregunta si tienes novio

(Este es un mensaje para mi abuela: te amo, pero deja de preguntarme cuándo tendré novio).

No se prestan la ropa, se roban la ropa

Tú piensas: “Hoy me pongo su blusa. Espero no cruzármela en clase o seguro me grita frente a todos que la blusa que llevo puesta es suya”.

La diferencia de edad nunca fue un problema

Así hayan estado en diferentes etapas de la vida, ella siempre ha sido tu persona favorita.

No pueden enojarse una con la otra por más de 10 minutos

Con ella no existe el orgullo. ¡No puedes estar peleada con tu hermana!

Te dice: “Eso te queda horrible” y no sientes ganas de matarla

Y menos mal que tienes a tu hermana, te ha salvado de salir muy ridícula a la calle.

Tienen chistes internos que a nadie le causan gracia

Es que nadie más los entiende.

Es la única que te ha oído cantar en la ducha

Y sigue queriéndote aunque cantes muy, pero muy mal.

Si quieres honestidad, sabes que siempre la encontrarás en ella

Ella es la única que puede decirte que ese chico no es para ti o que deberías bajar algunos kilos.

¿Has visto como sí tu hermana es tu mejor amiga? ¿Qué otra cosa lo demuestra? ¡Cuéntanos en los comentarios!